Si trabajas en construcción necesitas la TCP

contruccion tarjeta profesional lakkun

La Tarjeta Profesional de la Construcción es uno de los clásicos de formación de Lakkun. En Almería, Granada o Murcia hemos formado a trabajadores y profesionales del sector en los aspectos que exige la normativa. Por esto dedicamos este post a explicar las ventajas de esta acreditación profesional, a partir de ahora denominada TPC.

En su definición más técnica y literal, la TCP se define como la acreditación que aglutina: la formación recibida por el trabajador del sector en materia de prevención de riesgos laborales; su categoría profesional; y sus periodos de ocupación en las distintas empresas en las que haya ejercido su actividad.

Esta Tarjeta es la consecuencia de aplicar  lo previsto en la Ley de subcontratación 32/2006, y de lo establecido en el Convenio General del Sector de la Construcción 2007-2011 y para las empresas resulta ventajoso ya que disponen de un soporte que les permite:

– Certificar que sus trabajadores disponen, como mínimo, de la formación inicial en materia de prevención de riesgos laborales.

– Constatar que los trabajadores de nueva incorporación poseen, al menos, la formación inicial antes citada.

– Comprobar que los trabajadores pertenecientes a las empresas subcontratistas tienen la mencionada formación.

Con anterioridad al convenio 2007-2011, estos tres puntos básicos se convertían en ocasiones en  una tarea engorrosa y el camino del medio era repetir  una y otra vez la misma formación en  materia de prevención de riesgos laborales,   bombardeado al trabajador con el mismo curso en prevención de riesgos cada vez que cambiaba de empresa o cada vez que cambiaba de centro de trabajo (obra). Como consecuencia de esto, tanto  empresario y   trabajador lejos de concienciarse y formarse en esta materia, veían esta formación como  trámites  obligatorios   que solo daban como resultado  pérdida de  tiempo y dinero.

En la actualidad la TPC, regula de una manera eficiente esta formación y marca que tipo de formación debe recibir el trabajador según su puesto de trabajo u oficios, pero la gran diferencia es que  el trabajador  sólo la  realiza una vez, aunque cambie de empresa y/o centro de trabajo.

La experiencia nos demuestra que la  TPC ha beneficiado a todos aquellos (empresarios, trabajadores y autónomos) que comparten la obra como centro de trabajo, porque la prevención  es cosa de todos y la formación en prevención de riesgos laborales  es sin duda  el primer paso para invertir en  la Seguridad y Salud de todos.

Hemos impartido este curso para obtener la Tarjeta Profesional de la Construcción a multitud de trabajadores de Almería, Murcia y Granada, y la respuesta siempre ha sido muy positiva. Conocer la normativa que afecta a lo que haces y aprender a trabajar con la máxima seguridad es fundamental.

José Luis Tortosa, formador de PRL en Lakkun

@JoseLuisTortosa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *